Estos son los beneficios de consumir té de jengibre. ¡PREPÁRALO CORRECTAMENTE!

Remedios Naturales 737 Visitas

El té de jengibre es un clásico que jamás deberíamos olvidar. Este delicioso preparado está colmado de beneficios, por lo que deberíamos consumirlo a diario. ¿Conoces todas sus propiedades? ¿Sabes cómo preparar una infusión de jengibre, correctamente? Estas son algunas características a tener en cuenta.

A diario, todos deberíamos beber una infusión caliente que nos colme de salud y bienestar. Muchas personas prefieren comenzar el día de esta manera. Otros, aprovechan las propiedades digestivas de algunas plantas y lo hacen después de alguna comida. Finalmente, está los que se van a dormir de esta manera. Más allá de cuáles sean tus gustos, nosotros te aconsejamos que comiences a beber té de jengibre.

Esta infusión, menos famosa que el té verde pero igual de saludable, debería formar parte de nuestra alimentación diaria. Si aún no conoces sus beneficios reales, en esta ocasión se los presentaremos uno por uno, para finalmente, aprender a elaborar un delicioso té de jengibre de la manera correcta.

¡Comienza a beberlo ya mismo!

Beneficios reales del té de jengibre.

El jengibre es una raíz deliciosa, de sabor fuerte, alimonado y picante. Por ser tan concentrado, sólo se utiliza una pizca de ella para elaborar comidas, bebidas y preparados medicinales. Sus propiedades y beneficios derivan de sus compuestos activos llamados gingeroles. Una de sus características más notable, y que lo convierten en una gran medicina, es su poder antiviral. Es excelente en el tratamiento contra la gripe y el resfrío, ya que estimula la capacidad natural del cuerpo de combatir enfermedades e infecciones virales.

Además, es antibacteriano, antifúngico y digestivo, lo cual lo convierte en un remedio de alto espectro, capaz de combatir y prevenir múltiples enfermedades. Si comienzas a beber té de jengibre de manera regular, éstos son los beneficios que experimentarás en poco tiempo:

  • ANTIINFLAMATORIO: El té de jengibre es muy consumido para el tratamiento de dolores articulares y musculares, ya que es un antiinflamatorio natural muy potente. Tiene la capacidad de interrumpir los procesos inflamatorios del cuerpo, por lo que también ayuda a prevenir numerosas enfermedades.
  • MEJORA LA CAPACIDAD CEREBRAL: Los compuestos del jengibre mejoran los procesos cognitivos y son antioxidantes. Consumirlo regularmente protege a las células del estrés oxidativo y evita la muerte celular descontrolada (apoptosis).
  • MEJORA LA CIRCULACIÓN SANGUÍNEA: Además de favorecer la circulación de la sangre, el jengibre ayuda a equilibrar la presión arterial y disminuye los niveles de colesterol en sangre. Consumirlo de forma regular, disminuye las posibilidades de desarrollar una enfermedad cardiovascular o sufrir un accidente cerebrovascular.
  • ESTIMULA LOS PROCESOS DIGESTIVOS: Los compuestos activos denominados gingeroles y shogaoles facilitan la absorción de los nutrientes y promueven la digestión correcta de los alimentos. Además de prevenir el estreñimiento, el té de jengibre es excelente para mejorar las náuseas, proteger el estómago de úlceras o lesiones gástricas, combatir la diarrea y los vómitos, etc.

¿Cómo preparar un té de jengibre correctamente?

Para ello, necesitarás:

  • 1 taza de agua pura.
  • 1 raíz de jengibre, fresca. (NOTA: Si bien puedes conseguir jengibre en polvo, siempre la opción fresca es la más recomendable y saludable)
  • miel orgánica (opcional, para endulzar).
  • 1 olla de cerámica o tetera de cerámica.

Preparación:

Coloca la olla de cerámica en el fuego, con el agua y esperar a que hierva. En ese momento, cortar unas 6 rebanadas muy finas de jengibre y agregarlas al agua. A fuego muy suave, cocinar por 10 minutos.

Retira del fuego, filtra el preparado y bebe el líquido. Agrega una cucharadita de miel para endulzar.

Compartir
loading...

Comentarios